El arte de la caligrafía

El arte de la caligrafía china o japonesa es muy famoso en todo el mundo. Pero no son las únicas lenguas en la que este arte se lleva a cabo. En la lengua árabe, gracias a la caligrafía se llegan a crear verdaderas obras maestras.

La caligrafía árabe (فن الخط) es un arte muy reconocido en el mundo islámico, se utilizan letras o palabras enteras para hacer dibujos. Estos dibujos se utilizan “a modo de” obras de arte porque en el islam se prohíben las representaciones de Dios o del profeta Mahoma, por lo que los árabes tuvieron que recurrir a las palabras o las frases del Coran para crear arte y decorar las paredes. Las letras del alfabeto árabe, al igual que las letras de muchos otros alfabetos, han cambiado con el paso del tiempo. Por ejemplo, no se usaban los puntos para diferenciar algunas letras. Este alfabeto árabe se llama alifato y se utiliza tanto para el árabe como para el persa o el urdu, con algunas variaciones. 

Con la llegada y transmisión del Coran en la época islámica, se vio necesario aclarar esas letras iguales y unificar el lenguaje árabe para una mejor transmisión del islam, para que no hubiera errores en la interpretación de la palabra de Dios. En un principio no existía la vocalización, pero esto también se cambia con esta regularización de la lengua. En árabe, las vocales no se representan como en el español, mediante grafemas (a, e, i, o, u), sino mediante trazos encima o debajo de las letras Estas vocales son fatha َ] como la “a”,  damma [ ُ ] como la “u” y kasra [ ِ ] como la “i”. El fenómeno que consiste en que la escritura se componga solo por grafemas consonánticos se conoce como abyad. 

Tras la normativización de la lengua árabe, se generaron dos estilos de escritura: la escritura cuadrada y la cursiva. La escritura cuadrada es más cuadriculada, valga la redundancia, usada en soportes duros. La escritura cursiva se usaba en soportes blandos. Esto mismo ocurre en el hebreo, donde se ve claramente la diferencia en los textos actuales.

De esos dos métodos de escritura surgen las dos formas de escritura árabe: la escritura cúfica o de Kufa y la escritura cursiva. Esta última es la que se utiliza a día de hoy tanto para escritura manual como para letra de imprenta. 



Como ya se ha dicho, los árabes usaron la escritura como un arte, ya que el islam prohíbe la representación de Mahoma y de Dios. En la Alhambra, por ejemplo, se pueden ver las paredes decoradas con frases escritas en árabe. Existen varios tipos de caligrafía. Voy a mostrar los más característicos. 

El nasj (نسخ) es una escritura cursiva y fácil usada para la copia de manuscritos. Es la actual letra de imprenta y el tipo de escritura que se enseña para aprender árabe. 

El ruqa (رقعة) es otro tipo de escritura cursiva y rápida utilizada de forma manual por gente ya experimentada en escribir en árabe. 

El diwani (ديواني) se utilizaba en la escritura de documentos oficiales de las administraciones públicas. 

El zuluz (ثلث) es el tipo de caligrafía más artístico. Las letras se encadenan de muchísimas formas permitiendo incluso crear figuras y dibujos increíbles. Se utiliza para la decoración.




Mi nombre (Andrea) en nasj


Diferencia entre escritura nasj (izquierda)
y ruqa (derecha)
Estilo diwani



Estilo zuluz

Acerca de Andrea G.

Estudios semíticos e islámicos
Esta entrada fue publicada en Árabe. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s